El beneficio de aprender a aullar

In Opinión Panamericana, Portada
Crédito: loboswiki.com

Los refranes son frases de obvia connotación, tan fantásticos y precisos que encajan en todo momento: “Camarón que se duerme se lo lleva la corriente” o “Al que al cielo escupe, en la cara le cae”. Sin embargo, en un siglo de tantas posibilidades, dependes y donde todo significado puede ser relativo, sorprende que los refranes continúen con el mismo rigor y significado de antaño.

Se dice que “Quien con lobos anda a aullar se enseña”. Para quien ignore el mensaje secreto, se refiere a que aquel que pase mucho tiempo con un grupo de personas, o con una persona en específico, va a terminar adoptando los aspectos y costumbres de aquellos con los que se rodea día a día. El referido refrán suele ser utilizado en forma negativa, y busca advertir de los posibles peligros de caer en la categoría de influenciado, pero ¿por qué aullar es necesariamente incorrecto?

El ser humano tiene un constante miedo a dejar sus convicciones, a acceder a conocer aspectos nuevos por el simple pánico de que puedan ser mejores que sus anteriores creencias. Es más fácil seguir con la ignorancia, que conocer, reflexionar o -aún más intimidante- cambiar. El individuo se aterra de escuchar nuevas ideas, y más aún si estas tienen auténtico fundamento que hace tambalear el edificio de su verdad.

Se disfruta de la falsa verdad, como si verdaderamente pudiera ser puesta ante un tribunal supremo, y se prefiere vivirla, creerla y hasta morir por ella, antes que ponerla en duda. Pero, aquellos que con tanto ahínco defienden su elección de no escuchar a otros, por miedo a la influencia, no se percatan de que ya son influenciados.

Ser influenciado no es necesariamente una cuestión de la que avergonzarse. Todos somos producto de nuestra educación e historia. La excepción es que, para aquellos que se preocupan por aumentar su educación, y la riqueza y variedad de su historia, la influencia dará como resultado magníficas y grandilocuentes ideas. Ideas que no serán fáciles de encontrar y que surgirán del descarte de otras miles más. Ideas que, más que ideas, serán conclusiones fundamentadas.

Antes, estos planteamientos eran difíciles de conseguir; la única manera de ser influenciado de forma correcta era dejar la ciudad natal o leer algún libro con temas rebuscados. Sin eso, las personas eran producto de una tradición familiar y una religión. Ahora es más sencillo salir sin dejar el hogar. Existe toda la información al alcance de un click. Hay tuiteros con buenas ideas y frases polémicas, personas en Instagram que suben algo más que su cuerpo en un retrato, y columnas, artículos y libros de verdaderos pensadores.

En el siglo XXI internet es el lobo alfa y cada quien puede elegir cómo ser influenciado solo si cae en cuenta de que aún no sabe aullar y de que el jefe puede estarle quitando su autonomía. Si el personaje en cuestión se percata de que todas las publicaciones del apartado explorar en Instagram o la publicidad en cualquier red social es de su estilo, si cada persona siguiera a alguien muy distinto a ella, en cualquier plataforma, si leyera a aquel que hace tambalear sus fundamentos y creencias, y comenzara el caótico proceso de llegar a las propias conclusiones, tal vez habría un mundo de pensadores y no de seguidores.

Zygmunt Bauman dijo: “Las redes sociales son una trampa”. Aquel que caiga en esa trampa y aproveche el conocimiento adquirido en la caída, habrá obtenido un beneficio al que solo los habitantes de esta centuria podemos acceder.

 

You may also read!

foto-luis-daniel-y-juan-antonio

Esfuerzo hasta el límite

Por Luis Daniel Guerra Rosales// Era un fresco amanecer de domingo, la neblina comenzaba a disiparse y la copas

Leer mas...
img_5635

Kilómetros de convivencia bajo el sol de noviembre

Este domingo 10 de noviembre se llevó a cabo con gran éxito la ya tradicional Carrera UP Kia 5K//10K,

Leer mas...
chivas

Buscan el milagro

Chivas mantiene viva la esperanza de acceder a la liguilla tras la victoria parcial de 3-2 ante los Gallos Blancos

Leer mas...

Leave a reply:

Your email address will not be published.

Mobile Sliding Menu